Skip to main content

Me ha sorprendido el desembarco de Telemadrid (TeleEsperanza) durante toda una semana en nuestra ciudad. Nunca una televisión ha sido tan tendenciosa y partidista como este canal autonómico, lo que se traduce en una pérdida continuada de audiencia, dinero y profesionales.

Me pregunto por qué Telemadrid no vino antes a mostrar la realidad de esta Gran Ciudad. Alcobendas ya era grande antes de la ‘era Vinuesa’, porque la grandeza la dan las personas y no los fríos números. Será porque estaba gobernada por los socialistas ¡Qué triste!

En reconocimiento a muchos de sus profesionales, debo decir que me gustó el programa Madrid Directo, demostró lo poco que el Partido Popular ha hecho en Alcobendas ¡Qué digo poco! Nada.

El paso del señor Vinuesa por nuestra ciudad quedará reflejado por esa obsesión enfermiza de convertirla en una ciudad-azul PP, pero sin vida. Sin embargo, tras varias horas de programa, comprobamos cómo era el Alcobendas en verde que todavía sobrevive a la derecha. Fue un programa para guardar como documento gráfico al demostrar que, en casi dos años, el Partido Popular no ha hecho nada.

La pena es que dentro de otros dos años pasará más de lo mismo, porque el señor Vinuesa naufraga entre la política del avestruz y la del pavo real, la primera la utiliza para esconderse y dejar sin resolver los problemas, la segunda ¡que tanto le gusta! para posar sonriente en las fotos.

Vivimos de la inercia anterior y tengo la sensación de que Alcobendas comienza a pararse. Entre todos debemos llegar a tiempo