Skip to main content

Los socialistas hemos nacido para cambiar las cosas y transformar la realidad que no nos gusta, decía Pablo Iglesias. Elegimos los valores y principios frente al individualismo y la prepotencia de la derecha, priorizamos la igualdad y la justicia social frente a los intereses de partido, trabajamos para todos y no tomamos decisiones que benefician a unos pocos… Tenemos respuestas y buscamos soluciones. Pero, en 2007, en Alcobendas perdimos las elecciones.

Sin embargo, pasados estos dos años, creo que la ciudadanía es cada vez más consciente de que sólo Gobiernos socialistas son capaces de hacer avanzar esta gran ciudad. Con el apoyo y la confianza de los vecinos, los socialistas sabemos cómo hacer las cosas. Lo hicimos y lo volveremos a hacer. Porque tenemos otra forma de hacer política, otra manera de gobernar. Nosotros no nos amilanamos, ni nos ocultamos tras las fotos del SietedíaS.

Primero en el Gobierno municipal y ahora desde la oposición, los socialistas cumplimos nuestros compromisos y asumimos nuestra responsabilidad. Nosotros sí damos la talla cuando gobernamos y, por eso, ahora miramos a los ojos a los vecinos y vecinas de Alcobendas. Ellos saben que juntos volveremos a andar el camino hacia una ciudad sin distritos de primera y de segunda, que juntos volveremos a mirar al futuro en una única dirección.

Su fuerza y el trabajo bien hecho nos permiten a los socialistas decirle al señor Vinuesa que ciudadanía no es sólo una palabra, que ciudadanía es un valor que otorga a hombres y mujeres derechos y libertades, obligaciones y oportunidades. La era de los súbditos ya pasó. Señor Vinuesa intente dejar de ser el “rey” que da audiencias y comience a ser un alcalde cercano, dispuesto a escuchar a todos los vecinos y no sólo a entenderse con los suyos. Entretanto, los socialistas proponemos a la ciudadanía seguir haciendo juntos esta ciudad. Quiero mirar a un futuro, plural e ilusionante.